gastronomía peruana, restaurantes

Cocina fina de la selva en Cusco, El Bijao

La comida de la selva peruana es muy diversa y deliciosa. Se distingue por la preparación de sus alimentos y es tradicional por el uso del plátano, esta fruta acompaña a la mayoría de los platos selváticos ya sea frito o sancochado.

No me puedo imaginar una comida de la selva sin plátano. Recuerdo que en la selva, Puerto Maldonado, Pucallpa e Iquitos, en los restaurantes, mercados y en algunas calles siempre resalta esta fruta en cada plato que preparan las caseras, es como la papa en el Cusco entra en los segundos y en las sopas.

En el Cusco se puede encontrar restaurantes de las tres regiones del Perú dispersas por toda la ciudad en las diferentes calles y avenidas, la semana pasada junto a mi gran amigo Walter Coraza tuvimos una gran experiencia de saborear comida de la selva en el restáurate El Bijao, este está ubicado en la Av. 28 de julio, S-1 a la altura del cuarto paradero de Ttio.

Chaufa Loretano (Foto: Walter Coraza Morveli)
Chaufa Loretano (Foto: Walter Coraza Morveli)

Al salir del taxi encontramos el restaurante en el primer nivel de una casa de 5 pisos, dos pizarrines en la puerta colgaban con una variada lista de platos, hoy se sirve juane de pollo, tacacho con cecina, trucha frita, guiso de majaz, pollo a la canga, picadillo de paiche, chaufa loretano, entre otros potajes con nombres netos de la selva.

Ya en el interior del local, la decoración se veía acogedora, en las paredes rojas desfilaban alegremente los cuadros con paisajes de diferentes lugares de la selva central, del techo colgaban unos 6 atrapa sueños coloridos con figuras de las aves de la selva tucanes y papagayos, las 14 mesas cada una con sus manteles a cuadros de color rojo y blanco esperaban la llegada de los comensales.

Sentados y bien acomodados observábamos la llegada de los clientes, que en la mayoría eran residentes de la selva, se podía distinguir por la forma cantada de como hablaban y por el color de su piel, antes que llegara el mozo trayendo la carta de pedidos ya teníamos algunos platos en mente, yo quería volver a probar el tacacho con cecina, Wálter quería un juane o un picadillo de paiche, cuando abrimos la carta huy nos encontramos con toda una gran lista pescados y carnes, en la carta las fotografías de los platos se veían tentadores, los precios eran cómodos habían desde 15 soles hasta 40 soles.

Mirando una y otra vez la carta, me decidí por el combo 3 este traía un juane de pollo junior, cecina y tacacho, Walter eligió la chaufa loretano, mientras esperábamos, el mozo Javier vestido con un polo crema y su gorra azul, acompañado de una sonrisa, nos trajo un pequeño pocillo de porcelana con unos crocantes chifles de plátano dulce.

Combo 3: Tacacho, Juane de pollo y cecina (Foto: Walter Coraza Morveli)
Combo 3: Tacacho, Juane de pollo y cecina (Foto: Walter Coraza Morveli)

Después de un rato llegaron los pedidos, a la primera vista, en las manos de Javier, los platos se veían bien cargados, ya en la mesa el aroma era irresistible, probamos de a pocos compartiendo los pedidos, todo estaba delicioso, el chaufa tenía un agradable sabor en combinación con los plátanos fritos y el ají de cocona, los arroces se podían contar mientras comías, el tacacho de plátano relleno con cecina se sentía saladito y crocante, el juane de pollo estaba con mucho sabor , los arroces verdes pegados tenían el sabor del pollo que siempre se encuentra en el relleno del medio, como el núcleo de la tierra, todo estos agradables sabores nos trasladaban por un momento a la selva, no es como lo sirven en la selva, pero el sabor si tenía parecido.

Luego de disfrutar de un agradable almuerzo y recordar las experiencias vividas en cuanto a la comida de la selva, pedimos un refresco de camu camu, esta fruta se encuentra muy poco en nuestra ciudad, pero el sabor del refresco es satisfactorio, tiene un dulzor y un aroma único, ya para despedirnos teníamos una pregunta para Javier, ¿qué significa Bijao? Bijao es la hoja con que se envuelve el juane y los tamales de la selva.

Después de todo quedamos satisfechos y agradecidos por la atención y la comida que se ofrece en este restaurante.

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *